“Emprender y quebrar no es un fracaso; rendirse sí”: Santiago Varenkow, emprendedor venezolano

Dic 21, 2022

Felipe Giraldo, CBO y socio; Santiago Varenkow, CEO y fundador de Boxi Sleep; y Daniela Machado, CPO y socia

Tras crear una empresa en 2014 y cuando ya empezaba a soñar, un desfalco que llevó a la quiebra al fundador de ‘Boxi Sleep’, un emprendimiento de colchones.

Cuando Colombia se perfilaba como un refugio y una oportunidad para muchos inmigrantes del vecino país, Santiago Varenkow Rodríguez llegó al país. 

En pocos días, registró la razón social: Colchones REM SAS, de lo que sería su emprendimiento, el primer D2C (Directo al Consumidor) de colchones en el país y la región.

Así, Boxi Sleep fue abriéndose camino en el mercado colombiano.  Sin embargo, el despegue de la empresa no llegó sino hasta el 2020, con la emergencia sanitaria del coronavirus, la cual provocó un cambio estructural en las tendencias de consumo en los hogares, impulsó el comercio electrónico y el teletrabajo.

Con más personas confinadas en su residencias por cuenta de las restricciones, el consumo de colchones se disparó.

“Nuestro crecimiento entre 2015 y 2020 fue de 100% año a año, de manera sostenida; con la pandemia, empezamos a registrar un crecimiento intermensual del 100%, es decir, estábamos creciendo mes a mes lo que antes nos tomaba un año entero; incluso, registramos meses ‘pico’ en los que tuvimos ingresos por cerca de  $4.000 millones. 

Sin embargo, en medio de la euforia, y en el intento por atender todos los nuevos frentes comerciales,Varenkow Rodríguez dice que  personas malintencionadas aprovecharon el alto volumen de trabajo para manipular las finanzas del emprendimiento, a tal punto que la empresa tuvo que replantear su rumbo.

Con la intención de salvar el negocio, decidió ceder sus acciones, la gerencia y, posteriormente, desvincularse del proyecto a cambio de una inyección de capital. 

Pero tras varios meses de pruebas fallidas, la realidad financiera de la compañía obligó a llevar a cabo un proceso de liquidación voluntaria.

Ahora, tras cerca de dos años de ese desfalco, Santiago y sus socios han recuperado la propiedad de la marca y están anunciando el relanzamiento del emprendimiento. 

Con un equipo robustecido y una alianza con una fábrica de más de 20.000 metros cuadrados en Cota (Cundinamarca), capaz de producir 1.000 colchones diarios, la marca regresa al mercado nacional del descanso, con una proyección d $500 millones en ventas mensuales durante su primera fase.

“Más allá de los retornos económicos que puedan venir, el hecho de poder recuperar la marca que fundé como propósito de vida, es algo muy especial”, agregó Varenkow

Por lo pronto, la empresa iniciará un plan para robustecer su estrategia digital, de manera que, a través de redes sociales y la creación de contenido de valor, pueda volver a acercarse a su principal público: las nuevas generaciones.

COMPARTIR

Recomendados

C

Colombia: Impulso Emprendedor y Transformación Económica en 2024

Colombia se encuentre inmersa en un vibrante ecosistema emprendedor, donde la innovación y la creatividad son la fuerza motriz. A pesar de los desafíos económicos y sociales, las iniciativas gubernamentales, del 2024, dirigidas al emprendimiento ofrecen un futuro...