¿Es este un buen momento para comprar dólares?

Ene 22, 2023

Pexels

Con una caída de casi $180 en lo corrido del año, el peso ha recuperado parte del terreno perdido frente al dólar, aunque algunos expertos dicen que debería estar en $4.000 o incluso menos. 

Después convertirse en el ‘coco’ de los mercados financieros del mundo, el dólar ha comenzado a ceder terreno frente a las monedas de los países desarrollados y emergentes como Colombia.

Y es que tras alcanzar un máximo de $5.061 el 8 de noviembre del año pasado, la divisa comenzó a ceder terreno al cierre de 2022, una tendencia que se revirtió en la primera semana de este año cuando alcanzó a superar nuevamente los $5.000.

De hecho, en lo corrido de enero el peso se ha convertido en la segunda moneda más revaluada del mundo frente al dólar, aunque esa afirmación hay que tomarla con pinzas: el año pasado la devaluación llegó al 20% y que tomando como referencia las demás monedas de Latinoamérica debería estar por debajo de los $4.000, según los expertos. 

Es más, después de cerrar en $4.581 el pasado viernes, hoy la tasa de cambio abre la jornada en $4.631,38 (precio promedio la última jornada) y algunos expertos prevén que podría seguir cayendo, en el corto plazo, lo cual plantea una oportunidad de compra, ya que la incertidumbre política generada por la reforma pensional que el gobierno llevará al Congreso podría revertir las cosas y provocar nuevas alzas.

“Muchos inversionistas internacionales se empiezan a posicionar bajo el supuesto de que la Reserva Federal de EEUU está cerca a su nivel de tasa terminal”, señaló José Ignacio López, gerente de Investigaciones de Corficolombiana . “El dólar se devalúa a nivel global. El peso gana terreno. Igual puede haber sorpresas con tasas más altas por más tiempo”.

Tal como lo señaló The Economist en una reciente edición, un dólar fuerte causa un sinfín de problemas. “Los países más pobres tienden a pedir prestado en la moneda. Cuando se fortalece, estas deudas se vuelven más grandes. Incluso en los países ricos, donde los gobiernos emiten deuda principalmente en su propia moneda, un dólar más fuerte presiona a los prestatarios corporativos”.

Pero no solo sufren los deudores. Los precios de las materias primas se cotizan en dólares; cuando la moneda se fortalece, se encarecen. Los exportadores estadounidenses se vuelven menos competitivos, ya que sus productos son más caros para los extranjeros. Y los inversionistas estadounidenses con activos en el extranjero ven cómo sus rendimientos se comen.

Sin embargo, como lo señaló la citada revista, el alivio puede ser temporal, teniendo en cuenta la fuentes de la fortaleza reciente del dólar. 

Una es la política monetaria. A lo largo de 2022, la Reserva Federal de Estados Unidos elevó las tasas más alto y más rápido que otros bancos centrales. Esto convirtió al dólar en un buen objetivo para un «carry trade»: vender una moneda de bajo rendimiento para comprar una de alto rendimiento y embolsarse la diferencia. Una segunda fuente es el miedo. La invasión rusa de Ucrania, la política insostenible de «covid cero» de China y el tambaleo de la economía mundial hacia la recesión aumentaron los niveles de ansiedad de los mercados. En tiempos de ansiedad, los inversionistas tienden a buscar la seguridad percibida de los activos estadounidenses. Una fuente final es la economía de Estados Unidos. En parte debido a los precios más altos de la energía y al estatus del país como exportador de energía, parece estar en mejor forma que gran parte del resto del mundo”.

COMPARTIR

Recomendados

C

Fondo Mujer empodera a 6,390 mujeres en 2024

El Fondo Mujer Libre y Productiva de la Vicepresidencia de la República benefició a 6,390 mujeres durante el primer trimestre de 2024, impulsando su autonomía económica y potenciando su desarrollo personal. A través de iniciativas como créditos con enfoque de género...